La neoyorquina Howard Greenberg Gallery descubre en Valladolid imágenes nunca expuestas de los maestros de la fotografía

El Museo Patio Herreriano abre una ventana al reservado ámbito del coleccionismo con la muestra ‘Del archivo a la historia’, que reúne un centenar de instantáneas de las más importantes firmas de la fotografía del siglo XX –Man Ray, Berenice Abbott o Arnold Newman están presentes- desconocidas por el público “por estar destinadas a colecciones privadas”.

Este afortunado encuentro con la historia de la fotografía clásica es, como ha manifestado esta mañana en su presentación la comisaria, Anne Morin, “un privilegio” por tratarse de piezas que en su mayor parte “no han sido nunca exhibidas ni mostradas en catálogos ni vistas en subastas”.

Los fondos forman parte de la galería de Howard Greenberg de Nueva York, una de las entidades más respetadas en su campo que colabora por cuarta vez en la organización de muestras para Valladolid. En esta ocasión ha compuesto un mosaico de imágenes que sintetiza los movimientos fundamentales de la fotografía americana, desde la corriente documental capitaneada por Abbott hasta la conocida como photo league, una cooperativa de referentes en el retrato de la Gran Depresión como Lewis Hine o Paul Strand. A estas tendencias consolidadas durante la primera mitad del siglo XX se unen en la muestra otras dos que acapararon la atención en los años posteriores: la street photography que tuvo a Vivian Maier, ‘la niñera fotógrafa’, como maestra y la nueva ola documental que encumbró a Arnold Newman.

DUYfikpW0AAzWDN.jpg

Todos ellos -en total, 57 artistas- se encuentran en Valladolid “para tejer una historia transversal de la fotografía” en una “una exposición de arqueología” que profundiza en el pasado siglo para descubrir una parte del legado de grandes maestros que se encuentra fuera del circuito expositivo.

Hasta el uno de abril colgarán de las paredes de la sala 2 del centro piezas nunca antes vistas, como una polaroid a color de Helmut Newton; documentos de las grandes firmas de la fotografía de moda, como Horst P. Horst; una instantánea a color original de Maier -“una auténtica rareza porque los coleccionistas no suelen dejar exponer los originales”, ha destacado Morin- o una serie de retratos – de Ingrid Bergman, Marcel Duchamp o Igor Stravinsky, cartel de la muestra- tomados por Arnold Newman; esta última selección realizada a modo de homenaje cuando se cumplen cien años del nacimiento del fotógrafo.

Valladolid, puerta de entrada a Europa

Esta es la cuarta muestra exhibida en Valladolid que cuenta con la colaboración de la galería Howard Greenberg, después de monográficos como los dedicados a autores presentes desde hoy en el Herreriano, Abbott (en 2015) o Maier (dos años antes). “Valladolid se ha convertido en puerto de entrada a Europa para importantes exposiciones de fotografía” como la que se ha presentado hoy, ha destacado la concejala de Cultura y Turismo, Ana María Redondo, para recordar que ‘Del archivo a la historia’ se embarcará, después de este alto, en una gira por capitales del viejo continente.

Más de 30.000 imágenes integran los fondos de Greenberg, fotoperiodista en los años 70 para The New York Times o The Wahington Post; fundador del Centro de Fotografía en Woodstok a finales de la década y galerista desde 1981. Su olfato para el talento y una impecable cartera de representados le han valido su entrada en la lista de las 25 personas más influyentes en el mundo de la fotografía según la revista American Photo.