El Grupo de trabajo sobre el bilingüismo en ESO propone aumentar dos horas el tiempo de exposición a la lengua extranjera, dotar a todos los centros con un auxiliar de conversación y que los alumnos puedan obtener una certificación oficial de nivel